martes, 28 de abril de 2009

SLOT FROM THE NORTH

Imagino que más de uno, se hará está pregunta al recalar en este blog. ¿Por qué este nombre?
Digamos que los motivos principales que me han movido a bautizar así a mi blog son 3.

En primer lugar mi ubicación peninsular.

En segundo lugar el germen que hizo que retornara al slot brotó en Newcastle Upon Tyne, North east of England.
Recuerdo con nitidez un sábado de resaca caminando por la ciudad del Tyne, embutido en mi abrigo azul, con las manos en los bolsillos, intentando mantenerme digno ante el viento que venía del mar del norte, mirándole a la cara y diciéndole con un ligero temblor, "eh tío que yo vengo de Bilbao y sé como se las gasta el viento del norte", "a mi no me vas a joder", recuerdo que estaba cansado de ver escaparates con zapatillas deportivas, tiendas de electrónica, la tienda de guitarras vintage situada junto al parque de bomberos, y también recuedo como si fuera hoy, que vi una juguetería al otro lado de la calle, y que me detuve un instante. Desde mi posición, pude ver que en el escaparate había una vía de tren colgada del techo por la que regularmente pasaba un convoy presidido por una locomotora a vapor. Al cruzar la calle y acercarme pude ver que la vía recorría el interior de la tienda. En el fantástico escaparate se agolpaban figuras de todas las escalas, coches estáticos, maquetas, construcciones de todo tipo y también varios coches de slot. No tenía intención de comprar nada, tan sólo intentar pasar una resaca terrible con la mayor dignidad posible, así que decidí pasar y ver lo que había.
El primer día sólo di un vistazo rápido y salí con una miniatura de un autobus de dos pisos de la marca Corgi. Al llegar a casa la imagen de uno de los coches de slot que había visto en la tienda me asaltaba continuamente. Un XK120 marfil alucinante.Nunca había visto un coche tan bonito, nunca había visto reproducido un modelo tan mítico en slot, pero tenía mis dudas sobre la marca, NINCO. Por aquella época mi percepción del slot se reducía a Scalextric y a Superslot (1998-99), por lo que comprar algo que se saliera de lo standard me aterraba.
El sábado siguiente volví a pasar por la tienda y adquirí el XK120 marfil de Ninco que evidentemente conservo todavía. Y en ese momento supe que la había fastidiado.

Durante mi estancia en Uk compré varios coches, que y ano conservo, dado que los criterios de mi colección cambiaron con los años. Y cuando regresé a casa continué con esta maravillosa afición, hasta hoy.

Y para acabar con lo que hay detrás del nombre SLOT FROM THE NORTH tengo que mencionar a CARRERA, la marca que definitivamente me enganchó al slot. Una marca situada al norte de mi norte. Sólo una breve reseña al momento de descubrimiento para acabar con el ladrillazo. Cuando tuve en mis manos mi primer Pontiac GTO del 66, mi percepción del slot cambió de manera radical. Aquel coche lo tenía todo, reproducía un modelo que nadía tenía en catálogo, era bonito, grandote, no metía ruido al andar sobre la pista, y derrapaba suavemente en las curvas. Tras salirme de la pista unas cuantas veces y darme unos buenos trompazos, comprobé que el coche no tenía ningún rasguño. A mi no me interesaba quitar los imanes a mis coches, ejes calibrados, coronas de nylon, etc. A mi me interesaba ver rodar aquellos cochecitos e imaginar que los malos me perseguían disparando sus automáticas mientras yo mucho más habilidoso al volante los iba dejando atrás mientras conducía a través del fisherman's wharf.

Ese fue el comienzo de mi amor por la marca alemana, ahora en manos de los austriacos geniales, los hermanos Stadlbauer.

2 comentarios:

Rodrigo dijo...

Guillermo, tus inclinaciones sloteras también podían haber motivado un nombre como SLOT FROM THE 60'S o algo así...

DEMO dijo...

Jejeje..., tiene razón Rodrigo, además, ambos tenéis recuerdos de dicha década.. jejeje...

Se llame como se llame, ya me ha enganchado..., no tenía la menor de las dudas.

Salud